Magazine
19/08/2019

Viaja a Barcino, la Barcelona romana

Barcelona es una ciudad abierta, activa, moderna, llena de servicios y actividades de todo tipo pero, ¿te imaginas cómo era hace 2.000 años? Sumérgete en un viaje por la historia para conocer la antigua Barcino, una ciudad de 1.000 habitantes, con un perímetro de 1,5 km y rodeada por una muralla que permitía la entrada por cuatro puertas. ¿Vives en un piso de alquiler en Barcelona? Fusiónate con su historia con esta ruta por los 5 puntos más importantes.

 

La necrópolis de la plaza de Madrid

Entre los siglos I y III d.C., la ley romana prohibía los enterramientos dentro de la ciudad. Por ese motivo, las áreas funerarias se ubicaban fuera de las murallas. Uno de estos puntos pueden visitarse aún hoy en la plaza de Madrid. Descubre las antiguas tumbas, muy bien conservadas, e imagina las vidas pasadas leyendo las inscripciones de las lápidas.


Imagen facilitada por guia.barcelona.cat

Puerta Praetoria / Portal del Bisbe

Hemos dicho que la muralla que rodeaba Barcino contaba con cuatro puertas. ¡Aún se conserva una de ellas! La Puerta Praetoria, también conocida como Portal del Bisbe, daba acceso a la ciudad por una de las calles principales. El portal contaba con tres carriles, por el centro pasaban los carros y por los laterales caminaban los peatones. A la izquierda de esta histórica construcción, podrás ver una reconstrucción de los acueductos que llegaban a la ciudad.


Imagen facilitada por cicerobarcino.blogspot.com

Templo de Augusto

¿Sabías que en la época romana se idealizaba tanto a los emperadores que se construían templos en su honor? En Barcino existía uno dedicado al emperador Augusto. Era un templo con treinta columnas, de las que aún se conservan cuatro. Estos restos pueden visitarse en la sede del Centro Excursionista de Cataluña, en la calle del Paradís, 10.


Imagen facilitada por barcelonaturisme.com

Restos arqueológicos bajo la plaza del Rey

Adéntrate en un laberinto de antiguas edificaciones y explora cómo era el día a día de los ciudadanos de Barcino. En el subsuelo del MUHBA, se encuentran las excavaciones de la ciudad romana, con antiguas iglesias, fábricas de pescado, tintorerías, instalaciones vinícolas…


Imagen facilitada por barcelonaturisme.com

La Muralla de Barcino

En la calle Regomir, se encuentran los restos de la muralla que rodeaba Barcino. ¡Rocas que cuentan con 2.000 años de antigüedad y que siguen en el mismo lugar! El pasado y el presente se unen en un solo espacio donde las piedras de la muralla dan paso a las nuevas construcciones. Muy cerca, en el Pati Llimona puedes visitar los restos de las termas portuarias y en el Pati Amagat te retamos a encontrar las inscripciones en el segmento de la muralla.


Imagen facilitada por unbuendiaenbarcelona.com

 

¿Te ha parecido interesante esta ruta por la Barcelona romana? Si vives en uno de los pisos de alquiler BeCorp en Barcelona, te recomendamos aquí más planes en la ciudad.